20 de octubre:
Día de Santa Irene

Santa Irene de Tancor (ca. 635 – 653) fue una religiosa portuguesa nacida en lo que hoy es la ciudad de Tomar (Portugal) en el siglo VII. Sus padres fueron Hermigio y Eugenia y se esmeraron en dar a la niña una educación cristiana.

 

Un tío suyo llamado Selio, abad del monasterio de Santa María resolvió contribuir eficazmente al cultivo de aquella noble planta. Con esta mira encargó a Remigio, monje del mismo monasterio, que educara a la niña.

 

Un día la vio Britaldo, hijo de Castinaldo, señor del pueblo, quedó tan ciegamente enamorado de ella, que no pudiendo lograrla por esposa porque Irene tenía consagrada su virginidad a Jesús, cayó en una profunda melancolía y profunda tristeza, que lo pusieron en inminente riesgo de perder la vida.

 

Tuvo Irene revelación de la enfermedad que padecía Britaldo, y movida de caridad determinó visitarle compañada de algunas personas honestas y le habló Irene con tanta energía sobre las prerrogativas y excelencias de su castidad y de los grandes favores con que Dios premia esta virtud tan agradable a sus divinos ojos, que serenado Britaldo enteramente, lo dejó consolado.

 

El demonio valiéndose de la familiaridad que tenía Irene con Remigio, comenzó a hacer al monje tal cruel guerra, levantando en el corazón de Remigio una tempestad de tentaciones deshonestas, que rendido al fin a los violentos ataques del tentador, vino a manifestar su pasión a Irene. Irene reprendió al religioso quien resolvió vengarse de la inocente virgen, dándole a beber artificiosamente una bebida que le hinchó el vientre en términos que parecía estar embarazada.

 

Se divulgó la noticia por todo el pueblo; lo supo Britaldo y encendido en descompasados celos envió a un soldado a darle muerte a Irene. Salió una noche la Santa a desahogar sus penas a la ribera del río Naban, cercano al pueblo, y cuando estaba de rodillas en la más fervorosa oración bañada en lágrimas, el asesino le atravesó la garganta con una espada y arrojó al río el cuerpo de la Mártir.

 

Su cuerpo, fue posteriormente lanzado al río Tajo desde donde fue rescatado incorrupto por monjes benedictinos muy cerca de la ciudad de Scalabris, donde se le dio sepultura. La devoción por la Santa Virgen fue tan grande que los habitantes decidieron cambiar el nombre de la ciudad de Scalabris por el de Santarém (Santa Irene).

 

APUFAT (Sindicato Nacional Asociación de Profesionales Universitarios en Funciones Administrativas y Técnicas de la UCV) se une al júbilo del pueblo católico en tan importante fecha.

No se han encontrado comentarios

Twitter Apufat

Login

Archivos

Efemérides

23/4/1616

Muere el novelista, poeta y dramaturgo español Miguel de Cervantes Saavedra.

23/4/1616

Muere el dramaturgo, poeta y actor inglés William Shakespeare.

23/4/1890

Nace el compositor ruso, Sergei Prokofiev.

23/4/1936

Muere en Madrid (España) víctima de la tuberculosis, Ana Teresa Parra Sanojo, laureada escritora conocida por su seudónimo “Teresa De La Parra” . Hija de padres venezolanos residenciados en París (Francia) nació en esa ciudad el 05 de octubre de 1889. Regresa a su patria a los 2 y regresa junto con sus 5 hermanos a Europa a los 8 años, luego de quedar huérfana de padre. Ya adulta, vuelve a Venezuela y comienza a revelarse como escritora, en artículos publicados por ella en diferentes diarios capitalinos. En 1924 participa en un concurso literario en la Ciudad de París, auspiciado por el Instituto Hispanoamericano de la Cultura Francesa, obteniendo el primer premio. En este mismo año publica el Diario de una Señorita con el nombre de “Ifigenia” con el seudónimo de “Teresa De La Parra”. Entre sus más destacadas obras están Memorias de Mamá Blanca.